Skip directly to content

Epidemiología

Los datos más recientes de la Organización Mundial de la Salud (OMS) estiman una prevalencia mundial de angina de aproximadamente 54 millones, con una división regional como la que se muestra en la Tabla 2.12

Tabla 2. Prevalencia mundial de la angina por región de la OMS12

Región de la OMSa

Prevalencia (millones)

África

2,0

Continente americano

6,3

Mediterráneo Oriental

4,1

Europa

17,2

Sudeste Asiático

16,0

Pacífico Occidental

8,2

 

OMS = Organización Mundial de la Salud.

a       Puede encontrar una lista completa de los países incluidos en cada región en http://www.who.int/about/regions/en/.

De acuerdo con el estudio de Carga global de enfermedad (Global Burden of Disease, GBD) de 2010 (GBD 2010), las tasas de prevalencia de angina estandarizadas por edad entre 1990 y 2010, obtenidas de 90 países y 18 regiones del GBD 2010, disminuyeron de 21,9 a 20,3 cada 100 000 en hombres y de 17,7 a 15,9 cada 100 000 en mujeres.13 En Australasia, Europa Occidental y Norteamérica, la prevalencia disminuyó al menos 5 puntos porcentuales en hombres y casi 4 puntos porcentuales en mujeres.13

Debido a contradicciones en las definiciones y la incapacidad de varios estudios nacionales de informar sobre la angina inestable, estas cifras solo capturan los datos de la angina estable; los datos de la angina inestable se informaron dentro de las categorías de IM agudo no mortal o de muerte por ECI.13

En la mayoría de las regiones, las tasas de incidencia y mortalidad de la ECI disminuyeron, pero la carga global de la ECI aumentó con el crecimiento y el envejecimiento de la población.13 La discapacidad relacionada con la ECI fue mayor en Europa Oriental y Asia Central (Figura 2), donde el factor causante principal fue la angina estable (Figura 3).13

El aumento de la carga global de la ECI y el gran aporte de la angina a los años vividos con discapacidad destacan la importancia de la calidad de vida como un punto de referencia de salud pública.13 Aunque la incidencia del IM agudo es alta en muchas regiones, el GBD 2010 halló que la carga anginosa era superior que la del IM agudo no mortal dado que, en ausencia de angina o insuficiencia cardíaca, los síntomas del IM agudo rara vez persistían más de 30 días.13

Figura 2. Años vividos con discapacidad debido a ECI para una población de 100 000 en 21 regiones del estudio GBD 2010. Imagen de Moran AE, et al. The global burden of ischemic heart disease in 1990 and 2010: the Global Burden of Disease 2010 Study. Circulation. 2014;129(14):1493-1501.13

Figura 3. Los aportes de la angina y la insuficiencia cardíaca isquémica a los años vividos con discapacidad por ECI en 21 regiones del estudio GBD 2010, por sexo.13

Si bien los medicamentos preventivos, como los fármacos antiplaquetarios, los betabloqueantes, los inhibidores de la enzima convertidora de angiotensina (ECA), los bloqueadores del receptor de angiotensina (BRA) y las estatinas, son los pilares del tratamiento de la ECI, se utilizan de manera insuficiente en todo el mundo, especialmente en las regiones rurales y de ingresos más bajos.14 El Estudio epidemiológico prospectivo urbano y rural (Prospective Urban Rural Epidemiological, PURE), que incluyó 153 996 adultos de 628 comunidades urbanas y rurales de 17 países con ingresos clasificados como altos (3), medios-altos (7), medios-bajos (3) o bajos (4), halló que menos del 20 % de los pacientes con ECI, que vivían en regiones de ingresos bajos, utilizaban una terapia preventiva. El uso también era inadecuado entre los pacientes con ECI que vivían en países con ingresos medios-bajos, ingresos medios-altos e ingresos altos, en el 30,7 %, el 54,9 % y el 88,8 %, respectivamente.14

En Estados Unidos, se estima que la angina estable tiene una prevalencia total de 7,8 millones (3,2 %) y una incidencia de 565 000. Se informa que las tasas de prevalencia e incidencia específicas según el sexo son, respectivamente, de 3,7 millones (3,3 %) y 370 000 para los hombres, y 4,1 millones (3,2 %) y 195 000 para las mujeres, a pesar de que la prevalencia ajustada a la edad entre estadounidenses de 40 a 74 años es mayor entre las mujeres que entre los hombres.5 Alrededor del 18 % de los IM están precedidos por angina estable de larga data.5

En 2010, el diagnóstico de SCA, en el que se observó angina inestable, representó más de 1,14 millones de hospitalizaciones únicas, de las cuales aproximadamente el 57 % incluían hombres. La angina inestable aislada (sin IM) representó 322 000 de los diagnósticos totales de SCA, y en 6000 casos, los pacientes recibieron un diagnóstico de angina inestable e IM agudo.5 La proporción de casos de SCA que manifiestan IMCEST varía enormemente según la edad de la población de pacientes y los métodos de vigilancia utilizados, pero en el SCA, el IMCEST es considerablemente menos frecuente que el IMSEST, que según lo informado, ha disminuido del 47 % de casos de SCA en 1999 a apenas por debajo del 23 % de casos en 2008.5